Seguir por Correo Electrónico

miércoles, 11 de enero de 2012

Los caballos mayores y el frío

Los caballos en general no tienen problemas para adaptarse al frío, por el contrario lo toleran mejor que nosotros. En nuestro planeta hay caballos en todos los continentes adaptados a todas las circunstancias y climas. 
Existen caballos en los trópicos donde el clima es una delicia, existen caballos adaptados al nivel del mar, a las grandes altitudes, a los fuertes vientos, a la nieve o al desierto. Es sin duda la especie animal que mejor se ha adaptado a las diferentes condiciones climáticas del planeta. Lo que si puede afectarles son los cambios bruscos de temperatura. Si tu caballo está acostumbrado a dormir adentro y de repente lo sacas a la intemperie en medio de una tormenta entones si es suceptible de contraer una enfermedad respiratoria.  Pero si vive en el potrero y así siempre ha sido entocnes ya está mas que acostumbrado a las condiciones a las que puede enfrentarse todo el año en ese lugar en específico. 
Sin embargo como todas las especies, sin exceptuarnos al envejecer nos volvemos un poco mas delicados y nuestro cuerpo no tolera tan fácil los cambios, el frío nos afecta más el calor nos puede deshidratar más fácilmente, sufrimos de reumas, dolor en los huesos, dolor en articulaciones, y los caballos no son nada diferentes.Hoy vamos a platicar sobre como el frío puede afectar a los caballos mayores. 
No es poco común que a un caballo en sus años veintes le cueste mantener su peso durante el invierno, mantenerse caliente o moverse con facilidad. Sin embargo si vives en una zona donde el invierno encrudece la solución es relativamente simple y solo hay que concentrare en dos cosas: La alimentación y cubrirlos. 

La cubeta de alimento como fuente de calor.

En climas fríos el caballo utiliza el alimento como fuente de calor para el corto y mediano plazo.  Minutos después de haber ingerido sus alimentos los procesos del tracto digestivo comienzan a generarle calor debido al trabajo que ejercen.  Y en el largo plazo las calorías ingeridas que no se necesitan de inmediato para subsistir se almacenan en forma de grasa en el cuerpo lo que ayuda a insular el cuerpo contra el frío.

El forraje se metaboliza mas lentamente que el grano, entones como se tarda mas en "quemar" pues produce mas calor.  Esto significa que darle forraje al caballo, mucho forraje, le ayudará mucho a un caballo de cualquier edad a mantenerse caliente durante el frío. Un caballo que tiene forraje a la mano durante toda la noche estará mucho más cómodo que aquel que solo se le ofrece un poco dos veces al día. Entonces, siguiendo esta práctica es conveniente aumentar la ración de forraje para el caballo adulto durante el invierno. Si les damos la misma ración de alimento que dimos durante el otoño, y el caballo por las conidciones climáticas requiere de más calor entonces es como si le estuviéramos dando alimento de menos, es por eso que tantas veces vemos caballos que pierden peso durante el invierno.

Cubrir al caballo con Mantas o Camisas de invierno

Como la mayoría de ustedes saben, los caballos tienen su propia "camisa" de invierno pues su pelaje crece de manera considerable para protegerlos automáticamente del frío y en términos generales ese pelaje debiera ser suficiente para mantenerse caliente. Pero en zonas donde el frío cala un poco más es bueno ayudar al caballo adulto o mayor con una camisa de invierno. Al caballo mayor aún siendo un caballo saludable y bien alimentado le puede costar un poco mas de trabajo mantenerse caliente durante el invierno pues tienden a tener una menor masa muscular y reservas de grasa.  Un caballo con frío no solamente baja de peso sino que también sufren de estrés y se debilitan mientras su cuerpo lucha para mantener el calor. 
Ahora en realidad en nuestro país no llegamos a sufrir de temperaturas tan frías excepto en el norte, lugares como Chihuahua, Zacatecas, Durango son de los pocos lugares en donde el frío si puede llegar a resultar una verdadero problema. No es como nuestros vecinos del norte que los caballos pueden estar sueltos todo el día en un campo con 30 cms de nieve.  Sin embargo a mi no me preocupa que tanto frío llega a haber sino que tanto baja la temperatura con respecto a lo normal.  Durante el invierno en Canadá pues hace frío las 24 horas del día y allí los caballos comen forraje todo el día y tienen puestas sus camisas de invierno las 24 horas. Pero en México, pongamos como ejemplo Toluca en donde durante el invierno fàcilmente podemos estar a 21 grados centígrados a las 2 de la tarde pero la emperatura puede bajar a menos 2 grados a las 4 de la mañana. Estas son las conidiones en las que yo tendría sumo cuidado para mi caballo sobre todo si es de edad avanzada pues es muy suceptible a las enfermedades respiratorias. Pero como lo comenté anteriormente la solución no es tan complicada, colocarle una camisa de invierno durante la noche le va ayudar muchísimo a evitar esos cambios bruscos de temperatura.

No hay comentarios:

Publicar un comentario